Baiona dotará de red de saneamiento a todas las viviendas del Camino Bargiela

El Concello de Baiona dotará de saneamiento el Camino Bargiela, que comienza en el barrio de la Anunciada y finaliza en la calle Covaterreña. Se procederá a la instalación de nueva tubería de saneamiento para dar acceso al mismo a viviendas que no tenían ese servicio municipal. El Concello considera necesaria la obra porque los residentes en la zona trataban las aguas residuales de manera individual con fosas sépticas en las viviendas.

El concejal de Vías y Obras, Óscar Martínez, señala que “esta nueva dotación de servicio de saneamiento se enmarca dentro de una serie de actuaciones que tienen por objetivo mejorar el entorno del núcleo urbano y su comunicación con los núcleos rurales y las parroquias. El ideario del proyecto es completar el trazado los servicios necesarios para las viviendas existentes y las futuras”.

Por su parte el Alcalde de Baiona, Carlos Gómez Prado, comenta la importancia de esta obra “que dará servicio a las viviendas de este lugar y a futuras construcciones”. Así mismo, destaca que “para ello, se plantea la prolongación del saneamiento existente para llegar a todas las casas actuales, la prolongación del abastecimiento y la instalación de una red nueva de recogida de pluviales, además de la mejora de la capa de la rodadura del camino incluyendo el sobreancho en una parte del vial”.

Se trata de un compromiso del Alcalde de Baiona para que los vecinos tengan el mismo acceso a los servicios municipales residan donde residan. La dotación de esta nueva red de saneamiento se sumará a otras muchas llevadas a cabo en los últimos meses en distintos puntos de la localidad. Del mismo modo, se dará continuidad a la mejora de infraestructuras y servicios básicos de los diferentes barrios y parroquias del municipio. El regidor reafirma que el objetivo es completar el saneamiento en los barrios y recuerda que la dotación de estos servicios a los núcleos de la localidad “fue, y sigue siendo, una de nuestras prioridades”.

Las obras se financiarán con cargo a las subvenciones del Plan Concellos de la Diputación de Pontevedra y supone una inversión de 155.607,46 euros.