El Vigo-Rías Baixas caza el maillot amarillo en la primera etapa de la Vuelta Extremadura

El Vigo-Rías Baixas hizo pleno con un solo disparo en el arranque de la Vuelta Ciclista Extremadura. Miguel Ángel Fernández se impuso en el sprint de Olivenza, se vistió de líder y logró unos suculentos puntos que refuerzan el primer puesto de la estructura presidida por José Luis Chamorro en el ranking Élite por equipos de la Real Federación Española de Ciclismo (RFEC). Más puntería, imposible.

El corredor cántabro cruzó la línea de meta desenfundando tras obtener su sexta victoria de la temporada y demostrar, una vez más, que es el velocista más poderoso de la categoría. Su nombre aparecía en todas las quinielas antes del inicio de los 136 kilómetros entre Monesterio y Olivenza, un recorrido sin ningún puerto puntuable y llamado a resolverse en una llegada masiva. Por si saltaba la sorpresa, y se producía otro desenlace, los pupilos de Marcos Serrano estuvieron atentos a meterse en los intentos de escapada.

Noel Martín formó parte de un cuarteto que fue neutralizado en el ecuador de la etapa y en el tramo final, cuando restaban 7 km para la meta, el campeón de España élite Benjamí Prades demarró aprovechando un repecho. Acompañado por Rodrigo Álvarez (Gomur), su pulso con el pelotón duró casi dos quilómetros. En una jornada en la que se voló, con una velocidad media de 48,179 km/h, el sprint estaba servido y Fernández firmó un triunfo incontestable.

Victoria 13+1

Con un tiempo de 2 horas 49 minutos y 22 segundos, el ex profesional cántabro del Vigo-Rías Baixas dominó la “volata” con solvencia por delante de David Martín (Eolo Kometa). Aunque no se picó ningún segundo, el resto de los integrantes del pelotón no pudieron seguir la rueda de los dos primeros.

La exhibición de Fernández en tierras pacenses eleva a catorce el botín de triunfos de su equipo en lo que va de 2021. Media docena de ellos los conquistó su velocista: ganador del GP Villa de Mojados, de una etapa en la Vuelta a Zamora, del Trofeo Ayuntamiento de Zamora, de la Vuelta a la Comarca Brigantina y de La Nocturna en O Porriño. Segundo clasificado en el ranking élite individual de la RFEC, su triunfo en Olivenza aprieta la lucha por el primer puesto en la recta final de la temporada.

Con la presencia en el podio del presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, el ciclista santanderino del Vigo-Rías Baixas recibió el maillot amarillo de la General y el verde la Regularidad. Estas dos prendas las pondrá en juego este sábado en una etapa de 142 km entre Montijo y el puerto de 3ª categoría del Castillo de Trujillo, una explosiva subida con tramos adoquinados y rampas que llegan a alcanzar el 9% de desnivel.