Una empresa de Nigrán idea un dispositivo para abrir puertas y pulsar botones evitando el contacto

Tras el éxito de la iniciativa Escudocovid-19 para diseñar y fabricar pantallas protectoras, la Universidad de Vigo, Asime y las empresas del entorno vuelven a poner en marcha una iniciativa solidaria para luchar contra el COVID19. En esta ocasión, ambas instituciones de la mano de las empresas Lupeon y Dativic, de Nigrán, y Roviño5 y Akwel Automotive, de Vigo, presentaron este lunes LU_Touch, un dispositivo para abrir puertas sin contacto directo. El objetivo es producir 3000 piezas diarias a través de un proceso de modelado e inyección en plástico.

LU_Touch es un útil de apertura y cierre de puertas y ventanas que permite también actuar como pulsador de botones e interruptores, de manera que se evita el contacto directo con superficies y se limitan los riesgos de contagio. El dispositivo fue ideado por Lupeon, en colaboración con su empresa logística filial Dativic hace unas semanas pero, ante la importante demanda recibida, la empresa decidió sumar fuerza con otras empresas bajo la coordinación de Asime y la Universidad de Vigo para poder aumentar su capacidad productiva con la meta de poder hacer 10.000 entregas solidarias de LU_Touch en toda España.

El dispositivo está pensado especialmente para personal sanitario y asistencial, cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado y Servicios Sociales, pero también para empresas o trabajadores que lo puedan necesitar. Cuenta con un diseño ergonómico que facilita su uso con sólo tres dedos. La zona de agarre está totalmente separada de la zona de contacto y ofrece la posibilidad de transportarlo colgándolo del cuello o de la cintura. Sus creadores destacan que es importante desinfectar cada cierto tiempo el dispositivo, empleando soluciones de alcohol 70% o, en su defecto, lejía o jabón.

Unir fuerzas para pasar de 400 a 3000 piezas diarias

La idea inicial del LU_Touch nació en Lupeon y Dativic, compañías a las que se unieron Roviño5, empresa de reconocido prestigio en el sector del molde, y Akwel Automotive, fabricante de equipos-sistemas para la industria del automóvil y vehículos pesados. Roviño5 realizó el diseño y fabricación de un molde con dos cavidades para la fabricación de LU_Touch mediante inyección de plástico, mientras que el proceso de inyección se realiza desde hoy mismo en la planta de Akwel en Vigo. Esta alianza permite escalar la producción del dispositivo. De las 400 piezas diarias que Lupeon podía producir a través de la impresión 3D, se pasa a 3000 unidades diarias en los próximos días, lo que permitirá repartir de forma solidaria más de 10.000 piezas por toda España.

Los representantes de las empresas e instituciones ponen en valor la importancia de este tipo de iniciativas que suman fuerzas, conocimientos y equipaciones en esta situación excepcional. Así, Enrique Mallón, secretario general de Asime, remarca que “seguimos impulsando con toda nuestra determinación iniciativas solidarias para acercar nuestro grano de arena a la lucha contra el coronavirus. Esta, en concreto, es de gran relevancia a nivel nacional e incluso internacional por su singularidad y por la grande acogida que está teniendo en centros sanitarios. Confiamos en que en los próximos días miles de profesionales sanitarios y fuerzas de seguridad y demás personal llave pueda trabajar de forma más fácil y segura gracias a este dispositivo solidario”.

Por parte de la Universidad de Vigo están implicando personal investigador de la Escuela de Ingeniería Industrial y del centro de investigación Cintecx-UVigo, que reiteran «su colaboración con Asime y el tejido empresarial gallego en estas iniciativas solidarias”. Explican que este proyecto es la suma de fuerzas con diversas empresas que consiguieron en un tiempo récord el diseño del molde y la entrada en producción». Asimismo, desde la UVigo aseguran que con esta acción «intentan devolver lo que la sociedad nos da, aunque sean pequeñas aportaciones».

Luis Mandayo, director general de Lupeon, recuerda que “en Lupeon y Dativic pusimos en marcha a idea y el diseño original de esta pieza, que nació hace unas semanas por impresión 3D. Ahora conseguimos dar un paso relevante uniendo fuerzas con otras empresas y organizaciones, con las que llegaremos a una producción de hasta 10.000 piezas gracias al proceso de inyección en plástico”. Por su parte, el director general de Akwel Automotive, Miguel Barquero, se mostró “muy satisfecho de participar en un proyecto solidario de esta magnitud. Logramos industrializar un proceso productivo en tiempo récord, en tan sólo cinco días, cuando lo normal son semanas en la industria aeronáutica”. Finalmente, desde Roviño5 remarcan la “urgencia de la situación y la relevancia de este proyecto nos llevaron a sumarnos la esta iniciativa, poniendo toda nuestra capacidad productiva en diseñar y fabricar un molde en tan sólo tres días”.

2020-04-13 - lutouch2