UCN acusa al alcalde de “vender humo” con el futuro convenio con Baisenpulgas

El portavoz del partido independiente Unión Centrista de Nigrán (UCN), Antonio Fernández Comesaña, denuncia el paripé del alcalde Juan González, que pretende montar llevando a la confusión de los vecinos con el futuro convenio a realizar con la asociación protectora de animales Baisenpulgas, para la posible recogida de animales domésticos, gatos y perros, en el municipio, y abandonados en la vía pública, asunto sometido a la toma en consideración en el pasado pleno de enero, “pero sin que presentara expediente alguno con el texto del convenio a formalizar y debidamente informado por los técnicos municipales, por lo que realmente lo que sometió al pleno no fue la aprobación del convenio -como pretende hacer ver- sino únicamente vender humo y crear falsas expectativas y confundir a los vecinos”.

UCN justifica su voto en contra en el pleno porque no se trataba de aprobar una propuesta de convenio -que no existía- ni llevar a cabo la correspondiente modificación presupuestaria para dar encaje a la cantidad de 5.000€ que pretende abonar a la protectora, sino que era una simple declaración de intenciones, pero carente de todo rigor, y una burla y tomadura de pelo a la Corporación, “con la única finalidad de querer quedar bien y retrasar así la posible aprobación del convenio hasta después de las elecciones municipales, sacando de la chistera esta nueva modalidad de toma en consideración, para acallar las posibles críticas por promesas incumplidas, a lo que el partido independiente no está dispuesto a entrar en ese juego y solamente se posicionará cuando exista una propuesta clara y un expediente debidamente tramitado, ajustado a derecho, incluso con la posible modificación de las bases de ejecución del presupuesto, de ser necesario”.

Fernández Comesaña también aclaró en el pasado pleno, que antes de acometer nuevos y mayores gastos, el alcalde Juan González debe cumplir y pagar los “pufos” contraídos por suministros, trabajos diversos, actuaciones de bandas y grupos musicales, así como subvenciones encubiertas, realizadas sin control de ningún tipo y saltándose todos los controles internos de fiscalización del gasto -burlando una vez más la ley-, y cuyo importe supera los 350.000€, -cifra que sigue creciendo-, y que los proveedores llevan más de seis meses esperando para cobrar, “sin que el alcalde se preocupe en resolver el problema que ha generado y ocultando información a la oposición al achantar las facturas en el cajón, pretendiendo quizá endosarle el muerto a la próxima Corporación, en un claro ejercicio más de irresponsabilidad, lo que no vamos a permitir bajo ningún concepto”, concluye el portavoz independiente.

Anuncios