Nigrán comienza a eliminar los postes de baja tensión de la calle San Roque en Camos

El Ayuntamiento de Nigrán emprendió esta semana las obras para eliminar definitivamente los postes que invaden aleatoriamente la calzada y aceras de la calle San Roque (Camos) con la consiguiente mejora de la seguridad vial y de la accesibilidad para peatones y conductores. Así, el gobierno local resolverá entre el mes de febrero y marzo esta deuda histórica con la parroquia y reiterada desde hace una década por la Asociación de Vecinos “A Camoesa”. Con anterioridad, y a instancias de este gobierno local, Telefónica enterró su tendido.

La obra, a cargo de Félix y Viñas SLU y con una inversión total de 145.000 euros, fue contratada por el gobierno local en el 2017, iniciándose la final de ese año la canalización del cableado. «Sin embargo, fue en ese momento cuando se detectaron graves deficiencias en la humanización de la segunda fase de la calle en 2013 (de la zona de Balinfra hacia el Torreiro), circunstancia que retrasó más de lo previsto y deseable la eliminación definitiva de los postes que, finalmente, está llevando adelante Fenosa a instancias del Ayuntamiento», explica el edil de Urbanismo, Diego García.

«Era una demanda fundamental de los vecinos, ya que los postes dificultan la circulación segura de los vehículos y también la de los peatones; no se entiende que la calle permaneciera así durante tantos años”, añade Juan González, alcalde de Nigrán. Así, la eliminación de estos obstáculos supone para el Ayuntamiento de Nigrán un paso más en su política de accesibilidad. “Nuestro compromiso no se va a quedar aquí y realizaremos más obras en esta línea”, garantiza González.