El Pleno de Gondomar aprueba por unanimidad iniciar las gestiones del paseo fluvial por el Miñor

El Pleno de Gondomar aprobó el jueves por unanimidad las dos mociones de Manifesto Miñor sobre el paseo fluvial y sobre la solución del conflicto del GES. La primera solicitaba el inicio de todas cuantas gestiones sean necesarias ante las Administraciones Públicas con competencias en el asunto: Costas, Augas de Galicia y Xunta de Galicia, etc, así como en el seno de la Mancomunidad del Val de Miñor por ser un proyecto supramunicipal, con el objeto de recuperar este espacio de extraordinarios valores naturales y devolverle la salud para uso y disfrute de los vecinos en general.

“Entendemos que la mejor manera de hacerlo sería a través de una intervención blanda y respetuosa con un espacio tan sensible y en el límite de lo soportable, habilitando un paseo o sendero fluvial por una de las orillas del río, como mínimo, desde la Villa de Gondomar hasta el Puente de A Ramallosa que lo conecte con los paseos de la costa que van de Baiona hasta Panxón. Para llevar a cabo a dicha intervención consideramos que la mejor manera de acometer los trabajos sería a través de una Escuela Obradoiro por lo que tiene de implicación y sensibilización directa en la población de la comarca desde el momento mismo de los trabajos preliminares. Sin duda otro efecto beneficioso derivado de una intervención de este tipo, a mayores de los ya expuestos, sería la corrección o merma de los efectos negativos de las inundaciones del invierno”, señala Antonio Araújo.

La moción sobre la problemática del GES demanda del Gobierno y de la Presidencia de turno de la Mancomunidad de Ayuntamientos del Val de Miñor la actuación urgente ejerciendo sus responsabilidades políticas sobre este servicio con el objeto de organizarlo y velar por el correcto funcionamiento del mismo: cuadrantes anuales, turnos, refuerzos, implantación de una metodología de trabajo, etc; y con la responsabilidad de actuar de interlocutor con la Mancomunidad o mediar entre las partes en los conflictos existentes, etc, etc. Otra opción sería que de no querer gestionar el GES por incapacidad, etc, se solicite la integración en el Consorcio contra incendios provincial.

También demanda del Gobierno y de la Presidencia de turno de la Mancomunidad de Ayuntamientos del Val de Miñor el cumplimiento del convenio aprobado en su día y aceptado por las partes, y al mismo tiempo proceder con urgencia a convocar una bolsa de trabajo para el GES que permita la contratación inmediata de efectivos para cubrir bajas laborales, vacaciones o necesidades del servicio. Y finalmente proceder a la elaboración de un reglamento de régimen interno que defina con claridad las funciones del personal del GES respetando la categoría profesional por la que están contratados. Dicho reglamento será consensuado con todos los trabajadores y teniendo en cuenta las aportaciones que consideren oportuno hacer.

“Con todo, para Manifesto Miñor el trabajo de verdad comienza ahora para hacer que lo aprobado se lleve a cabo y no termine olvidado en un cajón de la Alcaldía”, concluye Araújo.