El rescate del agua de Vilaza aguardará hasta octubre

El inicio de los trámites para municipalizar la red de abastecimiento de Vilaza en Gondomar tendrá que esperar al menos un mes más. Así lo acordaron los corporativos del pleno de Gondomar durante la sesión ordinaria de septiembre celebrada el pasado jueves dada la falta de consenso y en donde PP, BNG y PSOE presentaron sendas propuestas sobre la misma temática cada una con sus matices. La decisión llegó tras un largo debate y sin que se abarcasen en su totalidad, en concreto el acuerdo se tomó cuando se estaba evaluando la primera de ellas, la de los populares, y en la que según explicaron fuentes municipales tres de sus cuatro puntos estarían incurriendo en ilegalidades.

La idea ahora es mantener una nueva reunión de portavoces para plantear una moción conjunta apoyada con informes técnicos que garanticen su legalidad, y de este modo solucionar la problemática de la traída de la parroquia arrastrada desde 2015. La carencia de titularidad impide que la concesionaria lleve a cabo el cobro de los recibos, el control del consumo mediante contadores y la imposibilidad de nuevas altas en el núcleo de la condal. En este sentido, el alcalde Paco Ferreira explicó que su propuesta era la que más se ajustaba a legalidad y que simplemente abría las puertas a una aprobación inicial sujeta a las modificaciones necesarias, pero que de cualquier modo está dispuesto a reunirse para llegar a un entendimiento unánime y de este modo comenzar el procedimiento lo antes posible.

La previsión es que la ralentización de los trámites no afecte a la licitación del servicio para todo el municipio, sobre todo y teniendo en cuenta que ayer mismo se suspendió el plazo de presentación de ofertas hasta que se resuelvan una serie de alegaciones presentadas por varios licitadores, y que la idea de incluir a Vilaza sigue en firme. Por otra parte, aseguran que la concesionaria actual, Espina y Delfin, seguirá haciéndose cargo del mantenimiento de la infraestructura, así como de las pruebas necesarias que garanticen su salubridad y potabilidad del agua.