La Xunta prevé la creación de una línea de autobús de Nigrán a Vigo por Chandebrito

El Ayuntamiento de Nigrán vino parcialmente estimadas las alegaciones que presentó en agosto al anteproyecto de explotación del Plan de Transporte Público de Galicia 2020 con la consiguiente mejora de la conexión que supondrá para toda la comarca. El gobierno local celebra especialmente la mejora de la comunicación de Chandebrito con la creación de una línea por Fragoselo pero, sin embargo, lamenta la oportunidad que este plan suponía para comunicar mejor parroquias del interior como Camos, donde se reducen las frecuencias pese a la petición expresa de aumentarlas, o la escasa apuesta de la Xunta por la inclusión al mantener sólo en un 10% el número de vehículos adaptados.

La conexión con Chandebrito se verá mejorada porque se crea por vez primera una línea Nigrán-Vigo que va por Fragoselo, con dos frecuencias diarias, y además también se contempla el alegato del Ayuntamiento para instaurar una lanzadera desde Chandebrito a Nigrán por la calle de los Pazos (Camos) a las 7:00 y 12:00 horas. “Pese a la mejora que supone, las frecuencias son escasas, desde el Ayuntamiento entendemos que no debería ser la lanzadera sólo a las 7:00 y las 12:00 y, en cualquiera caso, las 7:00 horas resulta muy temprano para la gente que desea ir a Nigrán al médico, a la compra, etc”, subraya el alcalde, Juan González. A mayores, entre las alegaciones del Ayuntamiento que fueron estimadas figura la supresión de los recorridos “la demanda” que se contemplaban para Chandebrito o Camos para ser operativos siempre, cuestión que desde el Ayuntamiento se considera fundamental para garantizar la pervivencia de las líneas del interior.

Sin embargo, el Ayuntamiento de Nigrán lamenta la marginación a la que se somete la parroquia de Camos, donde no sólo no contempló la Xunta la alegación del Ayuntamiento para mejorar la conexión, sino que reduce frecuencias. “Actualmente funcionan 3 líneas de ida y 3 de vuelta por calle de los Pazos, desde el Ayuntamiento pedíamos duplicarlas y no sólo no las duplican sino que reducen frecuencias en los fines de semana”, lamenta el regidor, quien incide en que “la Xunta pierde una oportunidad única de conectar esta parroquia del interior. Es una injusticia y seguiremos luchando para cambiar esto. Esta reordenación de líneas tenía que ser una oportunidad de mejorar el transporte existente, no de perpetuar el aislamiento de las parroquias del interior y mantener incongruencias”, concluye González.

Además, entre las alegaciones formulados por el Ayuntamiento y también aceptadas figura respetar todas las situaciones actuales de las paradas (en el anteproyecto se eliminaba la del Pazo da Touza o Copena, en Camos, o Florida, en Vigo) y la creación de una nueva a la altura de Povisa, cuestión que desde hace años reclamaba el Ayuntamiento al ser el hospital de referencia para la mayoría de los nigraneses.

Autobuses de plataforma baja

El primero alegato que formuló el Ayuntamiento de Nigrán en su escrito de agosto fue la incorporación de autobuses de plataforma baja o movilidad reducida en los principales recorridos en dirección Baiona, Vigo, Hospitales y CUVI, sin embargo, la Xunta confirma que sólo lo hará en el 10% del total de vehículos que circulen y ni siquiera especifica líneas, cuando debería ser una información pública. “En recorridos urbanos como la línea Vigo-Baiona o al Hospital es inexcusable que no sean de plataforma baja el 100% de los autobuses, un 10% es totalmente insuficiente”, señala González.

Igualmente, el Ayuntamiento celebra que sí se aceptaran las alegaciones para aumentar las frecuencias al CUVI y Hospital Álvaro Cunqueiro, puntos actualmente incomunicados por transporte metropolitano.

Anuncios