La Xunta acredita que la contaminación del río Muíños procede de la red de pluviales municipal

Los últimos resultados analíticos de las muestras de agua tomadas esta semana por los farmacéuticos inspectores de Salud Pública de la Jefatura Territorial de la Consellería de Sanidad en Pontevedra en el lecho del río que corre por el arenal de la Playa América, en Nigrán, continúan siendo desfavorables y nuevamente revelan la contaminación fecal de este río.

Dado que persiste la contaminación, la Administración Autonómica reitera al Ayuntamiento de Nigrán la que señalice adecuadamente la zona y mantenga la recomendación de no bañarse tanto en el lecho del río que corre por el arenal de Playa América como en la desembocadura del río Muíños -40 metros a la izquierda y a la derecha de dicha desembocadura-.

En base a la normativa vigente y a este episodio contaminante, Sanidad reitera que el Ayuntamiento nigranense continúa incumpliendo el requerimiento que el día 12 de agosto realizaba la Jefatura Territorial de Pontevedra de esta Consellería al Ayuntamiento, en el que se le instaba a informar adecuadamente a la población del riesgo sanitario que suponía la contaminación fecal del río, señalizando y acotando adecuadamente la zona.

Falta de señalización del lecho del río Muíños

La señalización recomendada al Ayuntamiento por parte de la Consellería de Sanidad desde el día 12 de agosto, en el acceso inmediato para el baño en los meandros del río Muíños que recurren el arenal de Playa América, sería la que se reproduce a continuación:

La señalización que el Ayuntamiento tiene situada en el paseo de la playa y en sus accesos, lejos de la zona de baño del río y difícilmente visibles por los bañistas, únicamente prohíbe el baño en una zona de reserva natural, con el objeto de proteger la flora y la fauna.

Además la zona de reserva natural delimitada por el Ayuntamiento -donde nunca se observaron bañistas por parte de la inspección farmacéutica- excluye expresamente la zona de baño que utilizan muchos usuarios, especialmente niños, tal y como constataron los inspectores farmacéuticos de Salud Pública, en numerosas ocasiones desde el comienzo de este episodio.

La señalización del Ayuntamiento no cumple, por tanto, el objetivo de alertar a la población del riesgo sanitario que puede suponer el baño en una zona contaminada con microorganismos de origen intestinal.

La Xunta acredita que la contaminación procede de la red de pluviales municipal

La Xunta de Galicia acreditó con inspecciones y analíticas que la contaminación que afecta a las aguas de Playa América, en Nigrán, tiene su origen en la red de pluviales municipal y no tiene ninguna relación con el funcionamiento de la depuradora, que es correcto.

A raíz de los problemas de calidad de las aguas detectados por la Consellería de Sanidad en Playa América, técnicos de Augas de Galicia se desplazaron a la zona para realizar una inspección. En el río Muíños se detectó una importante presencia de microbiología fecal. Por este motivo se inspeccionaron todos los puntos de vertido existentes, comprobando que uno de ellos, procedente de una red de pluviales municipal, mostraba valores muy elevados de microbiología fecal.

“El Ayuntamiento de Nigrán, como titular de esa red, tiene la responsabilidad de controlar las posibles conexiones irregulares a la misma y subsanar el vertido final, que está afectando a la calidad de las aguas de la playa”, señalan desde la Administración autonómica.

Augas de Galicia comprobó también que el funcionamiento de la depuradora es correcto, tal y como acreditan las analíticas que se realizan de forma periódica en el agua procedente del emisario, que muestra una eliminación prácticamente total de la carga microbiológica.

“Por lo tanto, las declaraciones del concejal de Nigrán cuestionando el funcionamiento de la depuradora y relacionándolo con la contaminación de la playa carecen de todo fundamento. El Ayuntamiento debe asumir su responsabilidad y actuar en el marco de sus competencias para emendar los vertidos irregulares”, recuerdan desde la Xunta.

“En todo caso –continúan-, si el Ayuntamiento de Nigrán tiene dudas sobre el funcionamiento de la depuradora puede asumir su gestión a partir del próximo año, una vez que la Xunta le comunicó ya el próximo vencimiento del actual contrato”.

Hace falta recordar que, a pesar de que la depuración de las aguas residuales es una competencia municipal, Augas de Galicia explota desde el año 2005 la depuradora de Nigrán, a través de una inversión que supera ya los 8 millones de euros.

El actual contrato de gestión de esa depuradora tiene fecha de vencimiento en el año 2020, motivo por el cual la Xunta se dirigió el pasado mes de julio al Ayuntamiento de Nigrán para comunicarle que, dado que la instalación es de titularidad municipal y que la responsabilidad legal de gestionarla también es municipal, debe iniciar el procedimiento para asumirla. De esa forma, la Xunta dejará de cobrar el coeficiente de vertido que actualmente recauda en Nigrán.

En caso contrario, si el Ayuntamiento quiere seguir contando con la ayuda de la Xunta para gestionar la depuradora, debe de solicitárselo la Augas de Galicia. Por el momento, el Ayuntamiento, que ponen en cuestión el funcionamiento de la depuradora, no respondió a la comunicación de Augas de Galicia.