Vithas Vigo incorpora el único sistema robótico Focal One de Galicia para el cáncer de próstata

El Instituto de Cirugía Robótica del Hospital Vithas Vigo, que dirige el Dr. Manuel Ruibal Moldes, incorpora el único sistema robótico Focal One de Galicia para el tratamiento localizado del cáncer de próstata mediante terapia focal. Con la incorporación de este equipamiento, el Hospital Vithas Vigo pasa a ser uno de los primeros de España, y el único de Galicia, en ofrecer la nueva tecnología de ultrasonidos focalizados de alta intensidad conocida por su denominación en inglés HIFU. Tras la adquisición del Robot Da Vinci Xi para el tratamiento radical, ahora con el Robot Focal One, Vithas Vigo se sitúa a la vanguardia del tratamiento para el cáncer de próstata, ofreciendo a sus pacientes un tratamiento focalizado no invasivo, sin incisiones ni cicatrices.

Tratamiento personalizado radical o focal

“La incorporación del HIFU con el robot Focal One, nos permite realizar un tratamiento personalizado según la anatomía de la próstata, las opciones del paciente y los posibles tratamientos que recibió anteriormente. Esta tecnología nos permite decidir tratar sólo el área de los tejidos cancerosos dentro de la próstata (tratamiento focal) en vez de extirpar la próstata completa (tratamiento radical) con el fin de preservar el máximo posible la calidad de vida al limitar el impacto sobre los tejidos circundantes” – señala el Dr. Manuel Ruibal, urólogo de Vithas Vigo y responsable del Instituto de Cirugía Robótica de Galicia.

¿Cómo funciona?

“La terapia focal (HIFU) para el cáncer de próstata localizado consiste en el enfoque de ultrasonidos de alta intensidad en un área definida en la próstata. La concentración de ultrasonidos aumenta la temperatura en el punto focal hasta que las células de la glándula se destruyen sin dañar los tejidos circundantes”. – explica el Dr. Antonio Medina, urólogo del grupo Suturo en Vithas Sevilla, que también cuenta con un equipo idéntico al de Vithas Vigo.

La acción es similar a los rayos del sol que pasan a través de una lupa, lo que provoca una quemadura en el punto focal. El tratamiento HIFU es no invasivo (sin incisión y libre de radiación). Se ha utilizado en seres humanos desde 1993 y ha demostrado su eficacia terapéutica, la que ha sido comprobada por múltiples estudios clínicos.

Tratamiento robotizado para máxima precisión y seguridad

Con el robot Focal One, en primer lugar, se realiza una planificación previa al tratamiento, planificación que el robot ejecuta de forma milimétrica, minimizando el error humano. “Con la terapia focal podemos tratar con precisión robótica lesiones de 5 mm x 1,7 mm sin riesgo de dañar órganos adyacentes como el esfínter urinario, responsable de la continencia urinaria, y los nervios eréctiles, responsables de la erección”, destaca el Dr. Rubén Campanario, urólogo del grupo Suturo en Vithas Sevilla.

Además, esta tecnología permite el control, visualización a tiempo real y la validación del tratamiento, por lo que la seguridad del paciente está garantizada.

Recuperación

“La precisión del robot Focal One, sumado a que es un tratamiento no invasivo, nos permite tratar a nuestros pacientes de cáncer de próstata de forma ambulatoria. Podrían entrar en nuestro centro por la mañana e irse a su casa por la tarde con una sonda, sin necesidad de hacer noche en el hospital. La sonda se les retirará entre 4 y 7 días tras el tratamiento”, destaca el Dr. Juan Gónzalez Dacal, urólogo del Instituto de Cirugía Robótica del Hospital Vithas Vigo.