El Álvaro Cunqueiro se integra en la Red Nacional de Metástasis Cerebral junto a otros 11 hospitales españoles

El servicio de Neurocirurgía del Hospital Álvaro Cunqueiro se integrará en la Red Nacional de Metástasis Cerebral (Renacer) junto a otros 11 hospitales españoles. El acuerdo para la integración se produjo a finales de enero y comenzará a materializarse en los próximos meses. El hospital vigués es el único de Galicia que forma parte de esta red.

La participación del servicio de Neurocirugía del CHUVI se materializará con el envío de muestras cerebrales obtenidas de pacientes intervenidos quirúrgicamente en el hospital vigués. Las muestras tendrán como destino el Grupo de Metástasis Cerebral del Biobanco del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO).

“Inicialmente, en el CNIO trabajaban con sus propias muestras, pero comprobaron que necesitaban un mayor número de ellas para continuar con la investigación, por lo que impulsaron la creación de un grupo de hospitales españoles que estuvieran en condiciones de aportar más muestras”, explica el neurocirujano del CHUVI, Adolfo de la Lama, que será el coordinador del proyecto en Vigo.

El servicio de Neurocirugía, que dirige Cesáreo Conde, podría aportar entre 8 y 10 muestras de metástasis cerebral al año. En el procesamiento de las mismas participará también el servicio de Anatomía Patológica del CHUVI y concretamente la neuropatóloga, Concepción Fiaño.

El objetivo de Renacer es llevar a cabo estudios básicos y clínicos que ayuden a avanzar en el desarrollo de terapias contra esta metástasis del cáncer que, a día de hoy, tiene limitadas opciones terapéuticas.

Participación de los pacientes

Previo consentimiento de los pacientes, los cirujanos extraerán muestras de tejido durante las operaciones quirúrgicas que, tras recibir el visto bueno como excedente clínico por parte de los patólogos, serán enviadas al Biobanco CNIO, donde se procesarán y almacenarán para ser puestas a disposición de la Red y de toda la comunidad investigadora.

Según explican sus impulsores, “Renacer” se guiará por los más altos estándares bioéticos y de calidad para asegurar el buen uso de las muestras. Además, se garantizará que los pacientes tengan voz en esta Red, en una práctica nueva de gobernanza participativa que empieza a implantarse en centros europeos. Este es el siguiente paso en la modernización de los biobancos, afirman los impulsores del proyecto, que consideran que la opinión del paciente debe estar representada.