Gondomar cuenta con un punto limpio renovado para el reciclaje de los residuos eléctricos y electrónicos

La Diputación de Pontevedra llevó a cabo las obras de acondicionamiento y adaptación del punto limpio de Gondomar para la gestión y reciclaje de los residuos eléctricos y electrónicos, en las que la institución provincial invirtió un presupuesto de 35.307 euros. Gracias a estos trabajos, que se enmarcan en el proyecto ESTRAEE, el vecindario cuenta ya con un espacio totalmente renovado en el que depositar, para su reciclaje, todo tipo de electrodomésticos, aparatos informáticos o televisores, entre otros. De este modo el vecindario de Gondomar gana un nuevo servicio para depositar su basura electrónica, un tipo de residuo especialmente contaminante y cuyo crecimiento estamos viendo de manera preocupante. Los diputados provinciales Santos Héctor e Iria Lamas visitaron este nuevo espacio de reciclaje, en su recorrido estuvieron acompañados por el alcalde de Gondomar, Francisco Ferreira, y el concejal de Medio Ambiente, Brais Misa.

En el punto limpio de Gondomar, situado en el lugar de Hervillás (parroquia de Vincios), se habilitó más al por menor un edificio para almacén y reutilización de los residuos, dotado con jaulas y estantes para lo correcto tratamiento de este tipo de aparatos y cinta ya con transpaletas, máquinas para el movimiento de los palés que fueron entregadas por la Diputación. Por otro lado, se instaló iluminación y también un sistema de protección contra incendios y paneles indicativos. Las actuaciones se completarán próximamente con la dotación de los sistemas informáticos de acceso y seguridad para mejorar la gestión del ecocentro.

Este punto limpio de Gondomar está abierto de lunes a jueves en horario de 16 a 19 horas y los viernes y sábados de 9 a 13 horas. Además, hay servicio de recogida a domicilio previo aviso en el teléfono 900 1el7 382.

El proyecto ESTRAEE (Estrategia Sostenible Transfronteriza para la Gestión de los Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos) cuenta con un presupuesto total de 2.145.000 euros y tiene por finalidad impulsar en el espacio transfronterizo Galicia-Norte de Portugal la gestión de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE). Está soportado al 75% por el fondo FEDER, que acerca algo más de 1,6 millones de Pontevedra. La Diputación y el resto de los socios acercan los 536.381 euros restantes.

Esta iniciativa permite el cumplimiento de la normativa europea y española sobre el tratamiento de la basura tecnológica adaptando los nueve puntos limpios de la provincia: Meaño, A Guarda, A Lama, Gondomar, Nigrán, Mancomunidad del Morrazo (Bueu, Cangas y Moaña), Ponteareas, Silleda y Vilagarcía de Arousa. En estas nueve obras se invierte un presupuesto de 618.000 euros.