El BNG demanda una mejora del servicio de atención primaria del centro de salud de Baiona

Esta pandemia ocasionada por el COVID-19 puso al límite nuestro sistema sanitario. Puso en evidencia lo necesario que es invertir en salud y las repercusión de los 11 años de recortes a los que sometió el PP al sistema sanitario.

La COVID 19, puso de relieve que necesitamos un sistema sanitario público fuerte, con una Atención Primaria reforzada como puerta de entrada, sin recortes, que permita responder a las necesidades de salud de la población y en la que el personal sanitario cuente con recursos para que las personas enfermas puedan recibir la atención que necesitan en cada momento y estar bien dimensionado para abordar las emergencias sanitarias cuando surjan.

El portavoz municipal, Iago Pereira, ponen de manifiesto que “delante de la pandemia la Xunta tomó la decisión de reducir drásticamente la asistencia presencial, restringir consultas y pruebas diagnósticas”. Apunta también que “la Consellería de Sanidade centra la atención primaria en la consulta telefónica, lo que está ocasionando muchas dificultades tanto y graves deficiencias para el vecindario”, Pereira también entiende que “la respuesta a la situación de pandemia no puede estar basada en incrementar las restricciones de acceso a la asistencia sanitaria del sistema público, porque supone un claro riesgo para la salud de la población. Esta situación puede llevarnos a un problema de salud colectiva, de cronificación de patologías, de atención tardía…” concluía el nacionalista Iago Pereira.

La diputada en el parlamento gallego por el Bloque Nacionalista Galego, Carmela González analizó el funcionamiento del SERGAS que, debido a los recortes del PP tiene “unas consecuencias desastrosas con escasez de profesionales, que están al límite, con un agotamiento físico y mental insoportable, listas de espera de semanas, incluso para una consulta telefónica, enfermos crónicos descompensados e incluso personas haciendo cola a la intemperie para acceder a los centros”.

De este modo, Carmela González, reclama con acción inmediata a la Xunta de Galicia iniciativas como “realizar de inmediato todas las acciones necesarias para activar la atención presencial en Atención Primaria para dar respuesta a las demandas de atención por la COVID 19, mas también al resto de las patologías y finalizar con las listas de espera en este nivel asistencial, con el personal y las medidas de prevención de contagios necesarias, para garantizar una atención sanitaria digna a la población. Establecer protocolos claros y unificados para la atención presencial de enfermas para toda la Atención Primaria”, añade también como fundamental “modificar el Decreto que regula las áreas y los Distritos Sanitarios para crear una estructura de gestión de la Atención Primaria con capacidad de decisión, presupuestaria y de recursos humanos”, acompañando todo esto necesita “aumentar los presupuestos destinados a Atención Primaria hasta llegar al 25%, en el inmediato 200 millones de euros”.