La Diputación inicia la campaña “Abraza un CAAN” para seguir promoviendo la adopción

Enmarcada en la campaña “Esteriliza, adopta”, la Diputación de Pontevedra acaba de poner en marcha la iniciativa “Abraza un CAAN”, destinada a visibilizar a los perros y perras que permanecen en el Centro de Acogida y Protección de Animales de la Armenteira y promover así su adopción. Así, desde esta semana, diputadas y diputados del Gobierno están visitando el CAAN para “abrazar” y retratarse con los animales del centro y darlos a conocer a través de las redes sociales con el hashtag #abrazauncaan.

Como había explicado la presidenta de la Diputación, Carmela Silva, esta campaña está dirigida a las emociones que podemos disfrutar con los animales. “Queremos una campaña de sensibilidad, muy emocional”, explicó, “y subiremos a las redes esa relación directa de emociones y de cariño con los animales”. Con posterioridad, en cuanto estén finalizadas las obras que se están realizando en el CAAN, que incluyen el acondicionamiento de un área de esparcimiento, se prevé realizar esta acción con escolares de los centros de la provincia. “Cuando terminen esos trabajos había añadido la presidenta habrá un espacio que permita esa relación directa en libertad de los perros y perras con las niñas y con los niños. Creemos que hay que concienciar desde la cuna para que sintamos a los animales parte de nuestra vida”.

La campaña “Esteriliza, adopta” se puso en marcha a finales de noviembre del 2019 y, desde entonces, se consiguieron un total de 69 adopciones, 27 de ellas en este primer mes del año. Precisamente esta semana dos de los animales de la campaña “Abraza un CAAN” salieron del centro hacia sus nuevos hogares en As Neves y Salvaterra. Se trata de “Oly”, una dálmata con la que se retrató la diputada Iria Lamas, y “Salo”, el yorkshire que pudo recuperarse en el centro tras ser abandonado en pésimas condiciones de salud en septiembre del 2019 y con el que se fotografió el diputado Manuel González.

“Salo”

Hay que recordar que el CAAN tramitó el pasado año una denuncia por abandono contra el anterior propietario de “Salo”, que había sido encontrado en Pazos de Borbén muy afectado por la sarna y con el pelo del lomo seco, totalmente pegado por la falta de cuidados, lo que le había provocado graves infecciones. Afortunadamente, pudo recuperarse en el centro de la Armenteira y en diciembre ya estaba en condiciones de ser adoptado.

Su nuevo dueño, Juan Carlos Álvarez, supo del caso de “Salo” a través de una amiga que lo había visto en las redes sociales de la asociación madrileña SOS Yorkshires y Cruces, que se había hecho eco de esta historia del CAAN. Tiene ya otros tres perros y no había pensado tener más, pero al conocer el abandono y situación del perro, quedó conmovido y se decidió a llevarlo. “Yo recomiendo cien por cien la opción de adoptar antes de comprar señaló Álvarez, y en el CAAN los trámites fueron muy sencillos”. Personal del centro llevó al yorkshire a su nuevo hogar en Salvaterra y su dueño destacó que en los primeros momentos “Salo” parece adaptarse bien. “Parece tranquilo y ya lo tengo con los otros tres perros para que se vayan conociendo”, añadió.

En el CAAN permanecen en estos momentos 320 perros y perras a la espera de un nuevo hogar. Hay que recordar que las adopciones en el centro son gratuitas y el personal del CAAN siempre asesora a las personas interesadas sobre el perro o perra que mejor se adapta a sus necesidades. Los animales salen del centro vacunados, desparasitados y esterilizados y en la página web del centro (que lleva más de 108.000 visitas) las personas interesadas pueden consultar toda la información sobre los animales, además de hacer todos los trámites relativos a las adopciones.

Anuncios