Pazo da Escola y Cafetería Keik ganan la VII edición de las Tapas del Conde

El alcalde de Gondomar, Paco Ferreira, acompañado por el actual Conde de Gondomar, Gonzalo Fernández de Córdoba y Narváez, entre otros, han clausurado oficialmente la séptima edición del certamen gastronómico las Tapas del Conde, dando a conocer a sus ganadores. El primer premio en la categoría de tapa salada recayó en el “Bacalau as natas en cazola de pan con piruleta de pan de parmesano”, elaborada por el Pazo da Escola; y, “Menudo rolo”, elaborado por la Cafetería Keik, se hizo con el primer premio en la categoría de tapa dulce.

El resultado de las votaciones se dio a conocer en un acto público con el que, como en años anteriores, se clausura el certamen. En él, el alcalde Paco Ferreira felicitó a los ganadores y también al resto de hosteleros que participaron en esta edición, recordando “la importancia que el pequeño y mediano comercio tienen en el desarrollo de una localidad”. En este sentido señaló el regidor que desde el gobierno local “seguiremos apoyando iniciativas como esta que además de respaldar a nuestros hosteleros, supone dar un paso más en la dinamización de nuestro concello a través de la implicación de nuestros vecinos y vecinas”.

Palabras que ratificó el Conde de Gondomar quien aseguró sentirse satisfecho de la implantación que este concurso ha adquirido en los últimos años y animó a los presentes a lograr que el número de participantes siga creciendo. Una cita gastronómica que, tal y como recordó Paco Ferreira, se ha convertido en una cita ineludible para muchos vecinos y visitantes de Gondomar.

Ellos, los comensales, jugaron en esta ocasión un papel importante, al recaer el 50 por ciento del cómputo final en los votos emitidos en cada local por los clientes, que se sumaron al voto emitido por un jurado profesional. Tal y como se destacó en la clausura del certamen, promovido por la Asociación de Empresarios e Comerciantes do Val Miñor (OVALMI), el nivel ha sido muy elevado e igualado entre todos los participantes. Prueba de ello es la escasa diferencia entre las puntuaciones obtenidas por los nueve establecimientos participantes este año.

En la categoría de tapa salada el 2º premio recayó sobre “Porquiño no berce”, del Vitrola, haciéndose con el tercer puesto “A tapa da Condesa”, de la Cafetería Keik. Por su parte el Vitrola, con su “Pexego de outono” obtuvo también el segundo galardón en la categoría de tapa dulce, cuyo tercer premio se lo llevó “Doce de Escuma”, elaborado por la Bodega de San Xoán.

Anuncios