Sirenas para avisar a los vecinos de Baíña en caso de rotura del embalse

El Plan de Emergencias de la presa de Baíña en Baiona realizó en la mañana de este martes una prueba del sistema de advertencia por riesgo de inundación. Los dos juegos de sirenas instaladas en la parroquia, uno de ellos en el propio embalse, se activaron con el objetivo de garantizar la operatividad del sistema, al tiempo en el que la señal acústica en caso de emergencia se hace reconocible para los vecinos y vecinas de la zona afectada.

Esta actuación se enmarca en la intensa campaña informativa que se está llevando a cabo a raíz de la activación de este protocolo de seguridad. Así, una vez completadas las obras de instalación del sistema, con lo que se da cumplimiento a la normativa, el comité de implantación en colaboración con el Ayuntamiento elaboró una serie de carteles y trípticos informativos en los que se recogen las zonas inundables, los puntos de encuentro y las recomendaciones a la población.

Al mismo tiempo, se programaron dos charlas informativas, la primera de ellas celebrada el pasado día 11 de diciembre a la que asistieron miembros de la Corporación municipal y representantes de las asociaciones vecinales, y una segunda que tuvo lugar este lunes en la Casa de la Cultura de Baíña a la que estaban convocados los vecinos de la zona de afición.

Previamente al simulacro, se celebró una mesa técnica compuesta por personal de Augas de Galicia, miembros de Protección Civil y de las agrupaciones de voluntarios, de los Grupos de Emergencias Supramunicipales, de la Guardia Civil, de la Policía Local y técnicos municipales.

En Galicia, actualmente hay 41 planes de emergencia de presa aprobados. Los objetivos que se persiguen con este tipo de planes es tener definidas las estrategias para hacer frente a situaciones que comporten riesgo de rotura o avería grave, conocer las zonas que quedarían anegadas en caso de rotura, y tener previstos los sistemas de aviso tanto a la población, como a los organismos gestores de Emergencias. Son planes que buscan estar el mejor preparados posible para situaciones que comporten riesgos en estas instalación, y de este modo garantizar la seguridad de los ciudadanos del entorno.

Apuesta por la prevención

Desde la Dirección General de Emergencias e Interior quieren subrayar la importancia que tienen este tipo de ejercicios, ya que dan a conocer a la población de la zona las medidas de autoprotección a aplicar en caso de una emergencia de estas características, además de mejorar la coordinación efectiva entre las administraciones y las empresas para garantizar la seguridad en la zona.