Anuncios
Ticker de novas

Gondomar proyecta la humanización de la Plaza Paradela con un presupuesto de 800.000 €

FOTO: CONCELLO DE GONDOMAR // Proxecto de humanización da Praza Paradela.

El alcalde de Gondomar, Paco Ferreira, presentó esta semana a los grupos municipales el proyecto de humanización de la Plaza Paradela, del arquitecto gondomareño Pablo Muíños, consensuado con los técnicos municipales. Según el regidor se llevará al pleno del próximo día 21, donde debe ser aprobado. El presupuesto de licitación de las obras asciende a 800.00 euros, inversión que Ferreira busca en otras administraciones como la Diputación o la Xunta de Galicia.

El alcalde manifiesta su compromiso de una vez aprobado dicho proyecto por el pleno, éste pueda ser (aún) susceptible de modificaciones una vez consensuado con los distintos partidos políticos y con el movimiento asociativo del municipio, debido a que la reforma del interior del centro urbano implica una remodelación importante. “Dichas obras son añoradas y deseadas desde hace décadas por la ciudadanía, de ahí que son una prioridad para el crecimiento y desarrollo del municipio”, asegura.

Se proyecta una intervención global que reforma la plaza de A Paradela y su entorno para interrelacionar los diferentes espacios inconexos que existen en la actualidad y mejorar la movilidad. “La mejora de la movilidad de la zona en estudio y la recuperación del espacio público para los ciudadanos es uno de los pilares fundamentales de la intervención”, añade Ferreira.

Para el regidor, la consecución de espacios de relación de calidad es básica para que los lugares creados adquieran el valor representativo que se pretende conseguir. El proyecto debe revalorizar y potenciar los valores arquitectónicos propios de los espacios urbanos y de los edificios del área en estudio, especialmente de la Plaza del Concello y del propio edificio consistorial, situados de forma tangencial en el conjunto.

Se pretende la creación de un espacio único, relacionado, que una la plaza de A Paradela con la Plaza del Concello y que se comunique, a su vez, de forma fluida y adaptada, con las vías de acceso al área. “La Plaza del Concello debe ser integrada en el espacio renovado para centralizar su posición y eliminar su tangencialidad actual. La eliminación (limitación) del tráfico rodado perimetral y continuo de la plaza de A Paradela es fundamental para garantizar esta relación”.

Se formaliza de un espacio único y abierto que incluye la calle Ángel Urzáiz, la parte norte de la plaza de A Paradela y la Plaza del Concello. Desde esa plataforma se desciende, adaptándose a la topografía, hasta la cota inferior de la plaza, donde los únicos elementos que destacan volumétricamente son los árboles.

Se plantea la recuperación del agua como fuente de vida de la plaza. El canal abierto de agua se convierte en el elemento vertebrador, de la plaza. El ruido, el movimiento, el brillo del agua es base de la dinamización serena de la plaza. Se busca una imagen de conjunto, integrada, donde la plaza y su perímetro sean parte de un todo, no elementos inconexos como en la actualidad.

“La plaza debe volver a ser un lugar de reunión, descanso, de actividad social, siguiendo el “Modelo de la plaza de los niños” del Sociólogo Tonucci a cuyo convenio de la Diputación de Pontevedra está adherido el Concello de Gondomar”, afirma Ferreira.

Para el alcalde es parte fundamental de la intervención la eliminación de barreras arquitectónicas mediante la creación de plataformas únicas, zonas de tránsito peatonal donde no existan desniveles. “La creación de nuevos espacios verdes es otro de los elementos prioritarios, mediante la inserción de nuevos árboles en la trama urbana”, concluye.

2017-09-17 - 21462897_1898823650380188_1999573554867761479_n2017-09-17 - 21751645_1898820060380547_8906570328084918787_n

Anuncios