Las Federaciones Deportivas denuncian la poca inversión de la Xunta de Galicia en el deporte gallego

FOTO: ALBERTO RODRÍGUEZ

En el día de hoy se celebró una reunión en Santiago de Compostela a la que acudieron una amplia representación de Federaciones Deportivas Gallegas para tratar asuntos comunes que les preocupan.

Las federaciones denuncian el poco peso específico que tiene el deporte en Galicia en los presupuestos aprobados recientemente por el Parlamento Autonómico. Con un techo histórico de 9.063 millones de euros, el ejecutivo gallego sólo destina 19,2 millones al deporte gallego, incluidos, entre otros, los 2,8 millones para la Universidad de A Coruña y los 1,89 millones para la Fundación Deporte Gallego. Este porcentaje del 0,22% es ínfimo y muy por debajo de la relevancia social de la práctica deportiva y del impacto económico y saludable del propio sector.

Se da la circunstancia de que Galicia está a la cabeza de la obesidad infantil en España, lo que “no sorprende” a los dirigentes deportivos cuando se conocen los datos de los presupuestos.

Durante los últimos 8 años los presupuestos del deporte gallego pasaron de 41,2 millones de euros a 19,2 millones en la actualidad, algo que retrata la triste realidad de la actual situación.

Las federaciones deportivas gallegas, a pesar del techo presupuestario de más de nueve mil millones de la Xunta de Galicia, no recuperaron el nivel de las subvenciones conveniadas por la Secretaría Xeral para o Deporte y se encuentran en la actualidad al 67% de la partida respectiva de hace tan sólo seis años. Esta grave situación pone en peligro, incluso, el desarrollo de las funciones públicas delegadas por la propia administración autonómica a las federaciones.

La Xunta de Galicia, a pesar del reconocimiento que hizo a la figura de la UFEDEGA (Unión de Federaciones Deportivas Gallegas) el año pasado en la Ley del Deporte de Galicia, no concede ninguna subvención a este organismo, al contrario que las comunidades autónomas que la tienen reconocida a la similar (Cataluña, País Vasco, Andalucía, Madrid, Castilla y León… etc.). Esto agrava mucho más la situación de las federaciones deportivas gallegas asociadas que encuentran en esta figura una ayuda para gestionar temas de interés común y abaratar costes, aparte de suponer una herramienta útil al propio deporte gallego.

Las federaciones solicitarán al presidente de la Xunta de Galicia y a los diferentes grupos políticos parlamentarios, mayor apoyo real al deporte gallego. Al mismo tiempo, pedirán a la Secretaría Xeral para o Deporte que haga públicas en los próximos días las puntuaciones respectivas por apartados de los baremos de los convenios del año 2017 que aún no se firmaron, provocando un gran retraso y preocupación.

Al mismo tiempo, supone una paradoja que la Xunta de Galicia, a través de la Ley del Deporte, obligue a las federaciones a aprobar los presupuestos de un ejercicio económico, durante el último trimestre del año anterior, cuando a estas alturas de la temporada las federaciones aún no conocen las cuantías de las subvenciones.

Anuncios