El BNG denuncia “la incompetencia” de Ferreira por ser incapaz de presentar un presupuesto propio en ocho años de Alcalde

El Bloque Nacionalista Galego denuncia, una vez más, “la incompetencia” de Paco Ferreira por ser incapaz de presentar un presupuesto propio en ocho años de Alcalde. El Gobierno del PSOE vuelve a condicionar la gestión municipal en Gondomar a la prórroga de un presupuesto del Partido Popular de hace ya once años. Gondomar comienza un año más sin propuesta alguna de presupuesto económico por parte del gobierno local. “Ante nuevamente de la incapacidad del Sr. Paco Ferreira para aprobar un presupuesto propio por octavo año consecutivo, a pesar del PSOE contar ahora con un gobierno con mayoría absoluta”, el BNG de Gondomar, a través de la portavoz municipal, Manuela Rodríguez, denuncia “la incompetencia” del gobierno socialista para diseñar y aprobar unas cuentas adaptadas a las necesidades actuales del ayuntamiento, volviendo a limitar la acción política del ayuntamiento en el 2023 “a unas cuentas del PP que ya eran deficientes en 2012”.

“Es un insulto a vecinas y vecinos de Gondomar, y más en los tiempos que corren, que un gobierno con mayoría absoluta, que tiene, a mayores del Alcalde, cuatro concejales/as con dedicación exclusiva más uno con dedicación parcial -que perciben más de 300.000 € anuales en salarios-, sea incapaz de elaborar una propuesta de presupuesto, cuando es parte de su trabajo. Queda clara su incompetencia”, denuncia la portavoz del BNG. Y añade: “La falta de presupuesto propio denota también la ausencia de proyecto de este gobierno socialista, capitaneado por un alcalde que gusta de gobernar a golpe de improvisación y ocurrencias, basado únicamente en la utilización partidaria de su mayoría absoluta”.

“Simplemente desidia, falta de ideas e incapacidad. Una falta de respecto a vecinas y vecinos de Gondomar”, así lo califican desde el BNG. Porque la falta de un presupuesto actualizado provoca que no se puedan reforzar y mejorar servicios básicos que se deben prestar, y que proyectos y actividades se vean acotadas por la falta de dotación económica. En resumen, “seguimos con mucho Facebook y mucha mediática del Alcalde, felicitándose de actuaciones realizadas -e incluso de algunas sin realizar-, siempre a través de ayudas y proyectos financiados por otras administraciones y centradas básicamente en mejorar la imagen del centro de la villa, olvidando las necesidades más básicas de las parroquias”, denuncia Manuela Rodríguez.

“Gondomar sigue sin servicios sociales suficientes para las necesidades del ayuntamiento, sin presupuestos participativos, sin avanzar en el saneamiento integral del ayuntamiento, sin resolver el problema del agua en Vilaza, sin actuaciones municipales básicas, sin propuestas en relaciones a los efectos de las inundaciones, y el Sr. Ferreira sigue sin elaborar un presupuesto. Flaco balance para ocho años de gobierno”, concluye la portavoz nacionalista.