El IIS Galicia Sur participa en un estudio europeo sobre el riesgo de la radiación al tratar linfomas o tumores cerebrales

El Instituto de Investigación Sanitaria Galicia Sur (IISGS) participa en el estudio europeo SINFONIA, sobre los riesgos que implica el uso de radiaciones ionizantes en el diagnóstico y tratamiento de pacientes con linfomas o tumores cerebrales. Además, el proyecto busca desarrollar métodos de dosimetría personalizada para trabajadores implicados en el manejo de nuevos radiofármacos, utilizados en procedimientos de Medicina Nuclear, como el Lu-177, I-131 y Ga-68..

Se trata de un proyecto de investigación en el que Galicia ostenta la representación de España a través de dos entidades. Una de ellas es el IISGS. En el mismo intervienen centros sanitarios y universidades de Austria, Grecia, Suecia, Bélgica, Polonia, Suiza y Alemania.

El trabajo tiene una duración de 4 años y sus conclusiones deberán estar listas en agosto de 2024. Esta investigación se enmarca dentro del programa H2020- Euratom-1 de la Comisión Europea y cuenta con una financiación global de unos 6 millones de euros, de los que casi 300.000 están destinados aparte que realiza el IIS Galicia Sur.

El doctor Antonio López Medina, radiofísico del Hospital del Meixoeiro y miembro del Grupo de Oncología Genética, Radiobiología y Radiointeracción del Instituto, es el investigador principal del proyecto en el IIS Galicia Sur, en el que además investiga Mercedes Riveira Martín, que desarrolla su tesis doctoral a partir de los resultados del proyecto, así como otros miembros de los servicios de Radiofísica y Protección Radiológica, Medicina Nuclear, Oncología Radioterápica e Informática del Hospital del Meixoeiro.

Un plan para profesionales y población

“El objetivo principal del proyecto SINFONIA es desarrollar metodologías y herramientas nuevas que proporcionarán una evaluación del riesgo de los efectos perjudiciales de la exposición a la radiación en enfermos, trabajadores, cuidadores, ciudadanos y medio ambiente durante el tratamiento de pacientes sospechosos o diagnosticados con linfoma y tumores cerebrales”, explica López Medina.

El trabajo científico desarrollará nuevos métodos y herramientas de evaluación de riesgos y dosimetría personalizados para estimar la carga de radiación en los pacientes sometidos a procedimientos radiológicos, de medicina nuclear y radioterapia de última generación.

Además, pretende reforzar la evaluación de riesgos para lo personal expuesto, la ciudadanía y el medio ambiente durante los procedimientos de medicina nuclear y terapia de protones. También busca determinar el grado de variabilidad del paciente en la sensibilidad a la radiación para el riesgo de desarrollar neoplasias malignas secundarias y diseñar y desarrollar técnicas de gestión de datos para el manejo de datos de exámenes con y sin imágenes para sesiones de radioterapia. Se desarrollará un repositorio de datos para almacenar datos, así como para el despliegue de algoritmos de Inteligencia Artificial en una plataforma en línea.

Antonio López Medina considera que “los resultados de la investigación de SINFONIA para los dos ejemplos clínicos, linfoma y tumores cerebrales, también serán aplicables a otras enfermedades”. De hecho, subraya que “las herramientas de dosimetría personalizadas impulsadas por Inteligencia Artificial proporcionarán conocimientos avanzados sobre los parámetros que afectan al detrimento de la radiación; y esto ayudará a equilibrar los riesgos y beneficios de los procedimientos de radiación ionizante y a desarrollar estrategias de optimización de dosis”.

Además, los estudios de biología de la radiación identificarán las personas con mayor susceptibilidad de desarrollar cáncer por exposición a la radiación ionizante. SINFONIA también organizará formación multidisciplinar de alto nivel en el campo de la dosimetría de las radiaciones, la evaluación de riesgos y la protección radiológica y desarrollará recomendaciones sobre protección radiológica.