Araújo advierte que el nuevo reglamento del punto limpio abre la puerta a cobrar una tasa por su uso

Punto limpo de Vincios.

El Pleno de Gondomar celebrado este viernes aprobó definitivamente el nuevo reglamento del Punto Limpio con los votos a favor del PSOE y Ciudadanos. Los demás grupos de la corporación votaron en contra, “básicamente por una razón, porque abre la puerta al cobro de una tasa por llevar residuos al Punto Limpio”, afirma Antonio Araújo.

“Cobrar una tasa por llevar residuos al Punto Limpio supondrá en la práctica la muerte del mismo y todo lo que eso puede conllevar de volver a los vertidos incontrolados en el monte, por los caminos, etc. Además es un castigo a aquellos ciudadanos que cívicamente apostamos por el reciclaje llevando nuestros residuos al Punto Limpio, y que acabaríamos pagando dos veces: la tasa común de la recogida de RSU y otra por vertir en el punto Limpio”, advierte el portavoz de Manifesto Miñor.

Araújo lamenta que “esta situación es la previsible (u hoja de ruta establecida por el Gobierno Municipal del PSOE), y fue denunciado por Manifesto Miñor cuando la adjudicación del nuevo contrato de la recogida de RSU a FCC. De aquella decíamos que los puntos limpios son la antítesis del negocio de la recogida de RSU, por lo tanto, que la misma empresa gestione los dos servicios es como poner la zorra a guardar el gallinero”.

A mayores, Araújo considera que la labor pedagógica y de concienciación del punto limpio de Gondomar con el reglamento aprobado queda reducida al menor descuido expresión. “Los peores presagios de Manifesto Miñor, lamentablemente, comienzan a hacerse realidad. Con la implantación de una tasa por usar el Punto Limpio su futuro entraría en una fase de incertidumbre, cuando la realidad indica que a día de hoy Gondomar necesitaría otro Punto Limpio más… pero, esto va en contra del negocio de las empresas de recogida de RSU y de los intereses políticos del Sr. Ferreira”.