Gondomar proyecta sustituir las calderas de gasóleo por otras de biomasa en las instalaciones municipales

La Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Gondomar, en su apuesta decidida por las energías limpias y renovables, viene de presentar dos proyectos en libre concurrencia a las subvenciones que el Instituto Energético de Galicia (ING) publicitó por medio de la Resolución de 30 de marzo de 2017 por la que se establecen las bases reguladoras y se anuncia la convocatoria de subvenciones para proyectos de redes de distribución de energía térmica con equipaciones de generación con biomasa, para los años 2017-2018, cofinanciadas por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional, en el marco del programa operativo Feder-Galicia 2014-2020.

Los dichos proyectos consisten en el relevo de las calderas de gasóleo que actualmente alimentan los sistemas de calefacción de las instalaciones del CDL así como del propio edificio donde está ubicada la Concejalía de Urbanismo y Medio Ambiente, por otras de Biomasa (pellets). Se trata de actuaciones desarrolladas al amparo de las que la Xunta de Galicia tiene encuadradas en el objetivo temático 4 (favorecer la transición a una economía baja en carbono en todos los sectores), en la prioridad de inversión 1 (fomento de la producción y distribución de la energía derivada de fuentes renovables) y en el objetivo específico 2 (aumentar la participación y distribución de las energías renovables para usos térmicos, en particular a biomasa, biogás y biocombustibles para el transporte), en consonancia con el Plan de energías renovables 2011-2020, referido a medidas de fomento de las actividades asociadas al ciclo de aprovechamiento de la biomasa térmica. La financiación de la convocatoria se corresponde con fondos comunitarios derivados del programa Galicia 2014-2020 Feder en un 80 % y con la financiación privada en un 20 %.

El uso térmico de la biomasa puede representar para Galicia un gran yacimiento de nueva actividad, y por eso, la Xunta de Galicia entiende que es preciso hacer una apuesta firme y realista hacia el futuro materializándola a través de la concesión de subvenciones en régimen de concurrencia competitiva. Por otra parte, el uso de la biomasa en redes de distribución de energía térmica ofrece ventajas adicionales a los usos tradicionales, por lo que es importante promoverla de forma específica.

“Se trata de ayudar desde el Ayuntamiento a transformar poco a poco un sistema de consumo energético no sostenible y altamente contaminante, pero, sobre todo a crear consciencia en la ciudadanía desde la Administración, de que es posible hacerlo predicando con el ejemplo”, afirma Antonio Araújo, concejal de Medio Ambiente de Gondomar.

Anuncios